viernes, 25 de enero de 2013

Curiosidades psicológicas: ilusiones ópticas Parte I Las soluciones

Una ilusión es una percepción incorrecta. Por tanto lo que vemos no corresponde a las cualidades verdaderas de un objeto. Las ilusiones ópticas han resultado ser un fenómeno interesante y a la vez importante por la información que nos aportan sobre nuestros procesos perceptivos.



Esta imagen se conoce como "La copa de Rubin". Para entender lo que en la imagen sucede, partimos de una de las leyes generales de la percepción, siendo la escuela Gestalt los que las estudiaron mayoritariamente. Esta escuela defiende que la forma , independientemente de los elementos aislados que la constituyen, se impone como una figura estructurada, conforme a ciertas leyes que le son específicas. Una de ellas es la "Relación figura-fondo", que fue una de las aportaciones más importantes de los psicólogos de la Gestalt, que afirma que cuando percibimos distinguimos una figura sobre un fondo. Normalmente la figura posee un contorno definido y el fondo carece de esos contornos, y se percibe como lejano envolviendo la figura. Una circunstancia curiosa que se puede producir en esta relación es la llamada "reversibilidad o ambigüedad figura-fondo". El ejemplo más conocido es "La copa de Rubin". En ella o bien percibimos las caras o la copa, pero es imposible percibir ambas imágenes a la vez.



Esta figura es el "Triángulo de Kanizsa", este efecto es conocido como contorno subjetivo o ilusorio. Refleja las leyes de agrupación de los estímulos, estas leyes plantean que la forma se organiza de tal modo que la figura que percibimos es lo más simple posible, y tendemos a percibir la figura de la forma lo más definida posible. Son cuatro leyes y la que aquí se refleja es la Ley de cierre, en la que nuestra percepción tiende a completar figuras no cerradas, añadiendo partes de las que carecen. Este efecto hace que percibamos dos triángulos superpuestos cuando en realidad no hay ninguno. Porque en las figuras de contorno ilusorio vemos bordes que no están presentes físicamente. En otras palabras, el contexto por sí solo es suficiente para la percepción de bordes o contornos.






El contexto puede ayudar a la representación de un objeto. Sin embargo, el contexto nos puede desviar, como sucede con los contornos ilusorios, y también producir formas distorsionadas. Como por ejemplo, "La ilusión de la cuerda torcida", producida mediante diseños que incluyen una cuerda blanca y negra torcida. El contexto nos lleva a percibir erróneamente la orientación y la forma de la figura. En nuestro ejemplo, fijate de que las letras están perfectamente verticales. Observa como la parte superior e inferior de cada letra están localizadas en la misma columna de rombos negros.









Estos otros también son ejemplos de distorsiones de la forma producidas por el contexto. En la primera las líneas de color violeta que son perfectamente rectas, las percibimos torcidas por el efecto de la figura que aparece al fondo. Y en el segundo las líneas son horizontales pero la posición de los cuadrados negros hace que las percibamos como torcidas. Si los cuadrados se mostraran ordenados en filas verticales se percibirían las lineas perfectamente horizontales.




Esta otra imagen se trata del ejemplo clásico de una "figura ambigua", se trata de una imagen con estímulos que se pueden interpretar de diferentes maneras sin sufrir ningún tipo de inversión. ¿Ves a la vieja dama o a la muchacha? ¿Puedes cambiar a la otra percepción?. Como apuntan Hoffman y Richards (1984), lo que parece que sucede es que en la percepción de formas descomponemos la forma total en las partes que la constituyen. Este sería el primer paso que llevaría a cabo nuestro sistema perceptivo para dar interpretaciones diferentes y después cambiar de una interpretación a la otra, pero se ven implicados otros procesos para llegar a este resultado.




En esta imagen se da el mismo proceso, podemos ver o bien el esquimal o a la escultura totem.





Efectivamente en esta imagen ambos cuadrados son del mismo color. Lo que sucede en esta imagen es un fenómeno que se denomina "contraste de color simultáneo" que significa que la apariencia del color puede cambiar si está presente otro al mismo tiempo. "El color que es visto en una región del espacio está determinado no sólo por las características del estímulo en esa región, sino también por aquellas que se encuentran presentes de manera simultánea en las regiones que lo rodean" DeValois y DeValois, 1975.
Esto hace que, como el cuadrado de la parte de arriba está sobre un fondo de azul claro y el de la parte de abajo sobre un fondo marrón, y teniendo en cuenta que la parte central es de un tono casi blanco, el cuadrado de la parte de abajo parezca ser de un color más claro que el de arriba. Porque todos los colores que hay en su entorno influyen en como lo percibimos. Y por esta misma explicación al tapar el color central nos damos cuenta que son iguales en color, ya que esta información al taparla no nos influye para percibir el color real.




En este caso podemos decir que se trata de una figura estática, vamos que no se mueve. Se trata de movimiento ilusorio, en el cual los observadores perciben que un objeto se mueve aunque en realidad está estático. Lo que se da es autocinesis que se presenta cuando un objeto estacionario y sin fondo claro parece moverse. Está causado por los ligeros movimientos espontáneos de los ojos. Es decir, se ha  encontrado una relación entre la dirección del movimiento aparente del objeto o imagen y los movimiento oculares. En ciertas ocasiones cuando se dan instrucciones a los observadores para que esperen movimiento en cierta dirección, los estímulos tienden realmente a moverse en esa dirección.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

INFORMACIÓN BÁSICA PROTECCIÓN DE DATOS
Responsable: SONIA MELGAREJO GARCÍA
Finalidad: Publicación de comentarios
Legitimación: Interés legítimo del Responsable y consentimiento del interesado.
Destinatarios: Sus datos podrán ser cedidos a otras entidades que sea necesario para realizar un servicio legítimo de la empresa como se explica en la información adicional.
Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos, como se explica en la información adicional.
Puede consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos expuesta en nuestra policía de privacidad y solicitar una copia para su conservación en la dirección smgpsico@cop.es
.